10 regalos para cafeteros – Navidad 2019

¡Hola! Como todos los años, aquí te traigo una lista de regalos para los cafeteros de tu vida. Te reuní 10 regalos.

Debajo te dejo los enlaces para los regalos:

1. Una greca diferente. Esta y esta me tienen enamorada

2. Café recién tostado. Mi preferido para Navidad es este de la Gente de la Isla

3. Un kit de regalo personalizado, con café, chocolate y varias otras delicias locales.

4. Este adorno en forma de tetera, este en forma de taza y este en forma de bolsa de cafe

5. Estas tazas

6. El mejor regalo de todos: Una cita en tu café preferido. Este regalo vale oro porque regalas lo mejor, tu tiempo.

7. Este collar en forma de la molécula del café o este llavero en forma de accesorios de barismo

8. Mi molino preferido para moler tu café fresco!

9. Una taza de café interactiva para los más pequeños o un juego para morder en forma de taza.

10. Un desayuno casero, con un café recién colado y tus historias de Navidad preferidas

¡Feliz Navidad a todos y un excelente 2020! Gracias por tanto este año. ¡Ha sido increíble!. Iniciamos el 2020 con el corazón bien lleno y listos para seguir caminando juntos.

¡Un abrazo tropical a todos los #isleñosfelices!.

 

Gente de la Isla cafe dominicano

El café del fin de semana

Me paso la semana trabajando con café. A veces llego a los sitios y siento que huelo a café. Me ha pasado que hay personas que preguntan por el café cuando entro y no saben que lo que pasa es que están frente a una persona que se pasa el día marinándose en ese olor. Por suerte, es un aroma apreciado por la mayoría de las personas.

Cuando llega el fin de semana, es decir, el domingo para mí, el café cambia de cara y de significado. No quiero pensar en nada que no me agrade, simplemente me quiero tomar un buen café y mirar hacia el patio y jugar con nuestra gata. El café se convierte en lo que es en realidad: un momento feliz, tranquilo o intenso del día, una bebida que por razones un poco crípticas nos hace pensar en nuestros sentimientos, en los que nos rodea y en el momento presente.

Puedo escribir así por mucho tiempo, porque el tiempo libre es para eso también: para pensar, para escribir de lo que a uno le interesa o necesita, para mirar para adentro y para afuera y para jugar en la cocina o pasear por la Ciudad Colonial. El café del fin de semana me hace pensar en todo eso, me vuelve un poco poeta.

Bien temprano, cuando todavía no hay ruidos ni bocinas
Bien temprano, cuando todavía no hay ruidos ni bocinas