A propósito del café de especialidad

Hace unos días la Gente de la Isla tuvo el honor de aparecer en este artículo de The Coffee Compass como los primeros tostadores de café de especialidad de República Dominicana.

Quiero aprovechar esa buena noticia para filosofar un poco sobre el café de especialidad. Este tipo de café surge al principio de los años 2000 y se trata de un movimiento que sale de las rutas de distribución y de fijación de precios de los cafés corrientes y busca privilegiar la calidad, el contacto directo con los productores y la excelencia en la adecuación del trinomio grano-tostado-extracción.  Se prefieren los tostados claros y la acidez sobre la amargura en taza. Se trata de una rama del mundo del café en la que se trabaja con los cafés de más alta calidad en el mundo. Se busca trabajar con productores específicos para asegurar la calidad en la taza.

La primera razón por la que comenzamos a interesarnos por el café fue por su aspecto comunitario. Luego, empezamos a entender cómo en el mundo del café existe una cadena que, trabajada con justicia, permite alimentar la tierra y a miles de familias. Pienso que la gente reunida alrededor de una taza de café puede lograr maravillas. Eso suena un poco extraño leído en voz alta, pero de verdad creo que el café es una excusa perfecta para reunirse a conversar, a pensar, a cambiar el mundo con ideas nuevas.

Preparar o “colar” buen café es una tarea de una simplicidad o de una complejidad impresionante, según el nivel de compromiso con la tarea que tenga la persona que lo prepara. Un barista pone a prueba todos sus conocimientos técnicos y su nivel de conocimiento del público al que sirve con cada taza. El entusiasta que lo prepara en casa se somete a la presión de servir a sus invitados, al placer de recibir amigos en casa o al deber de poder despertarse. El café de especialidad es, en fin, una expresión de la voluntad de servir el mejor café posible, dejando el rastro más justo posible de la plantación a la taza.

dominican espresso

Sobre los maridajes con café

¡Hola! Aprovecho esta entrada para saludar a quienes tenían mucho sin leerme. El blog ha estado siendo víctima de una agenda que lo maltrata.

Hoy voy a aprovechar la introducción que hace este artículo hermoso de Bocatips para tratar un poco el tema del maridaje con café.

Comenzaré diciendo que pueden haber diferentes objetivos en un maridaje. A veces lo que se busca es sorprender y otras veces lo que se busca es resaltar la complementariedad entre los sabores de los elementos utilizados. Cuando se degusta un café se toman en cuenta 5 aspectos organolépticos principales:

– Acidez
– Dulzura
– Cuerpo
– Postgusto
– Notas de aroma y sabor

Si la finalidad del maridaje es mostrar complementariedad entre los alimentos y el café (digamos que sí), al seleccionar los alimentos que serán maridados con el café se deben buscar algunos que complementen alguna de estas características organolépticas. Además de esto, deben observarse las notas de sabores predominantes en el café maridado para resaltarla. En ese mismo tipo de ejercicios, a veces resulta útil utilizar la oposición completa para mostrar lo “agradable” de la complementariedad o bien combinar dos cosas iguales para mostrar cómo en lugar de resaltarse lo que hacen es opacar todas las otras características del alimento y del café. Un ejemplo de esto último es combinar un café con notas muy dulces con un brownie muy azucarado.

Por ejemplo: un café con notas de chocolate, mucho cuerpo, postgusto largo y alto nivel de dulzura, podía maridarse con un chocolate amargo, de postgusto corto y ligero en cuerpo y untuosidad.

Pequeño ejercicio para los motivados:

¿Con qué tipo de chocolate maridarías un café con notas de avellana, acidez pronunciada, mucho cuerpo, postgusto largo?

Cafe y Coral
¿Café con especias? (en este caso orégano) Hay quienes se atreven a tomarlo con mantequilla.

Del amor por espresso parte 1

Para mí, un buen espresso después de comida no tiene precio. Prefiero el café de filtro para por la mañana y para soñar, pero un buen espresso para cuando el día se complica y hay que hacer planes.

Como consumidor, el café de espresso es especial: la belleza visual de la crema, el color de la extracción y la intensidad del sabor. Todas esas cosas lindas producidas en muy poco tiempo. Como barista, el espresso es un reto infinito. Todos los días se puede ajustar algo para lograr un mejor espresso y una extracción perfecta. Como catador, el espresso agrega notas de la extracción y resalta los sabores que el café ya tenía.

Hacer un buen espresso en casa no es muy fácil porque se depende mucho de la máquina. Aunque se tenga buen café y buena mano, si la máquina no cumple con los requisitos de presión y potencia, el resultado será muy pobre. De igual modo, las máquinas para espresso pueden ser costosas y requieren mantenimiento. En fin, el espresso es un un arte/ciencia que requiere de una pasión particular.

Mi espresso de esta tarde y la lista de tareas que no se acaba
Mi espresso de esta tarde y la lista de tareas que no se acaba

 

En las próximas entradas sobre espresso trataré de cubrir los puntos clave para que, aunque algunos no se motiven a intentarlo, puedan identificar una buena extracción cuando vayan a un café.

Voy a terminar el día de hoy dejándo un poco de lectura sobre el espresso y diciendo como avance que un espresso no siempre tiene que ser muy amargo, debe ser extraído entre 20 y 30 segundos y… debe tener su propia crema de café (sin agregar leche). Les dejo la tarea de comenzar a contar el tiempo de extracción de los espressos que les sirvan y a pensar si sienten alguna diferencia entre un espresso y otro.

Cómo entender los métodos de extracción del café

La semana pasada vimos la greca. Antes de pasar a otros métodos, quiero explicar hoy la diferencia entre las diferentes familias de métodos de preparación del café. Ya ven, se está poniendo verdaderamente cafetero esto.

El método de extracción es muy importante para obtener lo mejor de cada café. Existen distintos métodos de extracción del caldo del café. Para entenderlos mejor, pienso que es correcto dividirlos en dos grandes categorías: con filtro o presión débil y con presión fuerte.

Dentro de los métodos de filtro o presión suave se encuentran el filtro cónico, el “drip” y el chemex.  Estos métodos tienen en común que la presión que ejerce el agua sobre la molienda viene solamente de la fuerza de gravedad. Esto significa que el caldo del café se extraerá de una manera más suave y lenta, lo cual provocará que el resultado sea una bebida con menor concentración y con características más parecidas a una infusión.

 Con respecto a los métodos de extracción por presión fuerte, el más conocido por nosotros es la greca. La máquina de espresso también extrae por presión y es en el método donde se ejerce más presión para extraer el café en la menor cantidad de tiempo, de 20 a 30 segundos. En estos casos, hay una presión adicional que se ejerce sobre la molienda para extraer el caldo y como resultado en taza, tendremos un café mucho más denso y con más cuerpo.

 Algunos métodos como el aeropress y la french press tienen tanto elementos de filtración como de presión para extraer el café.

 Cada uno de esos métodos tiene características distintas, desde el artefacto que se utiliza para su realización hasta el resultado en taza. Los cafés de filtro tienen menos cuerpo, son más ligeros y ayudan a resaltar las notas frutales, vegetales y florales del café. Los métodos de extracción por presión suelen producir cafés con mayor concentración y cuerpo y favorecen los sabores de chocolate, tabaco y terrosos.

 Los invito a probar un método de cada familia y ver qué resultado le gusta más. Les advierto, si el método de extracción suave les produjo un café “insípido” o “aguado”, hay algo mal en la proporción de agua y café que están utilizando.

 

Un café de Aeropress. Este es mi método prefereido ;)
Un café de Aeropress. Este es mi método preferido 😉

Próximo tip cafetero: La semana que viene estaremos viendo en detalle la Prensa Francesa.  Es un método muy especial y fácil de trabajar.

Café para dos

La razón principal por la que comencé a interesarme por el café fue por su aspecto federador. Yo pienso que la gente reunida alrededor de una taza de café puede lograr maravillas. Eso suena un poco extraño cuando lo leo en voz alta, pero de verdad creo que el café es una excusa perfecta para reunirse a conversar, a pensar, a cambiar el mundo con ideas nuevas.

Hace unos días leí este artículo en TheKitchn, titulado “In defense of simple coffee brewing”. Estoy de acuerdo con los autores en muchas ideas, porque pienso que preparar o “colar” buen café en casa es una manera de obligarse a tomarse una pausa y pensar un poco en la inmortalidad del cangrejo, en un mundo donde nos dicen constantemente que tenemos que ir más rápido, tener más, lograr conformarnos más a los estándares del mundo… y uno ni sabe bien cuales son, así que se defiende como puede y busca modelos en cualquier sitio.

Por más que me guste el café, no creo que sea lo único que nos permita lograr momentos de ese tipo. Soy de opinión de que hay una cantidad infinita de formas de compartir sueños o de acordarse uno de que los tiene. Para mí, colar un café de una manera sencilla, bonita y que me recuerde que de la simplicidad salen muchas cosas con virtudes, es una manera de asegurarme de que hay instantes que se pueden hacer sin máquinas y que está bien que algo tome más de 30 segundos. Mejor todavía si esos más-de-treinta-segundos son compartidos con alguien.

Café para dos en una mañana de enero
Café para dos en una mañana de domingo

Tostado 101

Así como hay una molienda para cada método, hay un tostado ideal para cada método. El nivel de tostado de cada café es decido por el tostador en función de las características que quiera resaltar.

La forma más común de describir el nivel tostado de un café es hablando del color de los granos tostados. Se habla de muy claro hasta negro. Otra forma de describirlo es usando expresiones consagradas en el mundo del café como “Full city”, “American roast” o “French roast”. Estas expresiones indican un color aproximado en la cabeza del tostador, pero no están estandarizadas. Los tostadores especializados utilizan un aparato para medir la humedad del grano y eso le permite tener una idea más precisa del grado de tostado.

Estudiando las características de estos dos tostados para el mismo orígen de café

 

La preferencia en el nivel de tostado es bastante personal, pero la tendencia en el mundo de los cafés finos es a favorecer los tostados más claros o intermedios puesto que estos permiten degustar mejor las características del grano. En el caso de los tostados muy oscuros, es posible que ya no se perciba el sabor del grano sino que lo se perciba sean características del tueste.

En líneas generales, podemos decir que:

  • A medida que un café se tuesta más oscuro, los sabores y perfumes de origen se pierden y los granos toman sabores del tostado (piensen en un pan tostado, por ejemplo)
  • Los tuestes intermedios tienen mayor cuerpo que los muy claros o muy oscuros
  • Los tuestes más claros tienen mayor acidez
  • Los granos con tueste claro son secos mientras que los granos con tueste más oscuro tendrán aceite en su superficie.

Diferencia de color entre un tostado claro y un tostado oscuro

Podemos decir que típicamente un tueste ligero será más adecuado para un café filtrado y que un tueste más oscuro será más adecuado para un método como la greca.

En la próxima entrada sobre el tostado, vamos a abordar cada tipo de tostado en detalle, hablando de temperaturas, nombres y características.

La greca, moka pot, cafetera italiana o stovetop espresso

Esta cafetera tiene muchos nombres y es muy popular en el mundo, sobre todo en América Latina y en Europa. Es originaria de Italia. Su creador fue Alfonso Bialetti en 1933. La compañía Bialetti continúa produciendo el mismo modelo desde ese entonces.. Mi abuela viaja con su greca y conozco muchas personas que usan la misma desde hace mas de 15 años.

Perfil en taza:

Es un café necesariamente cargado en cuerpo y amargura. Es el método ideal para hacer brillar los sabores achocolatados, especiados y terrosos. Recuerden que la idea es imitar el método espresso, así que un café de greca con poco cuerpo es por definición un mal café de greca.

Consejos cafeteros sobre el uso de la greca:

Lo primero es entender cómo funciona el mecanismo de la greca:

Moka_Animation

 

Después de entender eso, pienso que se deben tomar en cuenta los siguientes consejos para obtener el mejor café de greca:

1. Usar café fresco y recién molido. No es posible obtener profundidad en el sabor cuando se usa café viejo en una greca. En los métodos de filtro existen algunos trucos para ayudar el sabor del café viejo, pero en el de la greca el café viejo va a saber a café viejo.

2. Llenar el compartimiento de agua hasta la marca de la válvula. Idealmente con agua caliente, para que el café dure la menor cantidad de tiempo en contacto con el metal caliente.

3. Llenar el compartimiento de café al ras, pero sin apretar el café o aplastarlo con una cuchara⁠. Esto hace que el cuerpo del café resultante sea adecuado y no demasiado espeso.

4. No dejar hervir el café una vez que sube a la cámara superior. Sé que esto es sabiduría popular en la República Dominicana. El café hervido sabe quemado. Los últimos minutos de la extracción son cruciales para no hervir el café. Se debe apagar el fuego antes de que esto ocurra. Para ello hay que observar el comportamiento de la extracción desde que empiece a subir el caldo hasta la cámara superior.

5. Apagar el café antes de que salgan las últimas gotitas del caldo y se formen burbujas en la válvula. En mi experiencia, el café conserva mejor sus aromas y tiene un sabor más agradable cuando se hace esto. Para quienes andan buscando reducir los niveles de amargura que agrega la greca, esto puede ser de ayuda.

6. Nunca guardar la greca mojada y asegurarse de que esté bien limpia. La cámara infererior no debe estar negra ni llena de residuos u hongos. Además de las razones normales de higiene, esto afecta el sabor del café y le da un sabor metálico o rancio.

¿Qué piensas tú de la greca? ¿Te gusta? ¿La prefieres sobre otros métodos? ¡Déjame saber en los comentarios!

Reconocer aromas en el café

Además de conservar los elementos beneficiosos del café, la frescura del mismo permite conservar sus aromas y su sabor único. Si uno hace la prueba de oler una muestra de café recién molido y una muestra de cualquier café comprado ya empacado y molido en un supermercado, se puede dar cuenta de que una de ellas tiene un olor distintivo, diferente, mientras que la otra no huele a gran cosa.

Me van a leer mucho hablando de la frescura, pero es que es crucial para poder apreciar los aromas de un café.

Los aromas del café son fruto de condiciones ambientales del lugar donde se siembre y de la biodiversidad que exista cerca. En el caso de un cafeto sembrado junto a un árbol de cacao, el café resultante de ese árbol tendrá notas de chocolate. De la misma manera, un café sembrado junto a un árbol de caucho, tendrá notas de goma de lápiz.

Teniendo todo esto en cuenta los invito a hacer un juego para familiarizarse con la presencia de aromas distintos en el café. La idea es poder darse cuenta de que cada café tiene algo único en su aroma. Les voy a presentar la forma adecuada de hacerlo y después una forma usando lo que aparezca.

Juego de aromas (forma adecuada)

Materiales:

– de 2 a  4 tazas de porcelana o vidrio. Pueden ser tazones o pozuelos;
– de  2 o 4 cafés frescos. Para ello pueden comprarlos en algún establecimiento donde se tueste café fresco;
– Etiquetas o papel con cinta adhesiva;
– Lápiz, lapicero o marcador;
– Rueda de sabores y aromas. La pueden imprimir de aquí.
– Papel para escribir notas.

1. Preparen las tazas, pegando una etiqueta o poniendo un papel debajo con una letra para cada una.
2. Identifiquen cada café con una letra.
3. Muelan unos 30 gramos de cada uno y póngalo en la taza correspondiente.
4. Luego, muevan las tazas hasta que no sepan cuál era cuál.
5. Tengan su rueda de sabores y aromas cerca, apaguen el celular (es difícil concentrarse con el Whatsapp vibrando) y huelan cada muestra.
6. Traten de identificar un aroma, perfume o recuerdo que esa muestra les evoque y escríbanlo en la hoja. La respuesta puede ser “abuela” como “chocolate”. No hay respuesta correcta ni equivocada.
7. Lean cada respuesta para ver cuales diferencias y similitudes encontraron.

Identificando los aromas de cada café usando café fresco.
Identificando los aromas de cada café usando café fresco.

Juego de aromas (usando lo que aparezca)

En esta versión vamos a usar cafés comprados ya molidos en el supermercado. Les advierto que este juego es mucho más difícil y frustrante, porque el café viejo ya ha perdido casi todos su aromas.

Materiales:

– de 2 a  4 tazas de porcelana o vidrio. Pueden ser tazones o pozuelos también;
– de  2 o 4 cafés molido
– Etiquetas o papel con cinta adhesiva;
– Lápiz, lapicero o marcador;
– Rueda de sabores y aromas. La pueden imprimir de aquí.
– Papel para escribir notas.

1. Preparen las tazas, pegando una etiqueta o poniendo un papel debajo con una letra para cada una.
2. Identifiquen cada café con una letra.
3. Pesen unos 30 gramos de cada uno y póngalo en la taza correspondiente.
4. Luego, muevan las tazas hasta que no sepan cuál era cuál.
5. Tengan su rueda de sabores y aromas cerca, apaguen el celular (es difícil concentrarse con el Whatsapp vibrando) y huelan cada muestra.
6. Traten de identificar un aroma, perfume o recuerdo que esa muestra les evoque y escríbanlo en la hoja. La respuesta puede ser “abuela” como “chocolate”. No hay respuesta correcta ni equivocada.
7. Lean cada respuesta para ver cuales diferencias y similitudes encontraron.

¡Cuéntenme cómo les fue!

Alguito sobre la molienda

El tema de la molienda es un tema muy debatido en el café porque la verdad es que cambia todo. Los molinos deben ser ajustados según el tipo de extracción que se busque porque un tamaño inadecuado de molienda puede dañar todo: puede quemar el café, cambiar el sabor, lograr demasiada concentración… muchas cosas que no queremos.

Tengo unos meses trabajando en mi propia infografía para explicar el tamaño de la molienda según el método de extracción, pero mientras termino la mía les dejo esta que fue elaborada por coffeekind.com comparando el tamaño de la molienda con una moneda de un centavo de dólar americano.

coffee-grind-size-chart
Guía de molienda de Coffe Kind

La rueda de los sabores

Mi parte preferida del mundo del café es la de la cata y las pruebas de sabor. Me ENCANTA probar cafés nuevos y descubrir sus sabores escondidos. Cuando le conté eso a mi hermana, me dijo que ella no era buena para ese tipo de cosas y que nunca se enteraba de nada de lo que probaba.  Como estoy convencida de que eso no es así y de que se trata simplemente de una falta de  práctica, hicimos una prueba usando guías y resultó ser que ella acertaba todas las veces.

Para vencer esa idea y para aprender a entender mi paladar, la rueda de los sabores y aromas me ha servido mucho como herramienta. He estado usando esta elaboradada por Counterculture Coffee. Aquí se ve pequeñita, pero si le dan enlace de Counterculture, ahí tendrán la imágen lista para ser impresa y empezar a jugar. ¿Se atreven a usarla?¡Buena cata a todos!

Counterculture Coffee's flavor wheel
Counterculture Coffee’s flavor wheel